Deja que Noruega se cuele en tu casa

Una mantita, un buen libro, una taza de chocolate, fuera la lluvia y dentro el calor. El invierno invita a abrazar el sofá, preparándonos para ese verano en que nos bañaremos en el sol del que nos privaron los meses frío.

 

Añade a ese momento perfecto un buen dulce que acompañe tu chocolate y los olores de canela, vainilla o cardamomo inundando tu hogar. Si tienes la suerte de poder disfrutar de la chimenea, te faltará poco para trasladarte a Noruega. ¿Qué tal si te enganchas a leer Casa de muñecas, la gran obra de teatro del noruego Henrik Ibsen, mientras tus pies están calentitos debajo de la manta y te olvidas del mundo exterior? ¿Y qué tal si acompañas este momento con un dulce noruego para trasladarte a través de todos los sentidos a este país tan frío en apariencia pero cálido en su interior?

 

Sigue estas recetas y comienza tu viaje.

Boller y kanelboller

Siempre que mis padres vienen de visita sé que puedo alegrarles el día con unos boller y kanelboller recién hechos. No son suizos ni medias lunas ni panes de leche. Tampoco las ruedas de canela que habrás comido en algunas cafeterías de España. Los boller tienen una masa muy esponjosa, de sabor suave, poco empalagosa. Los kanelboller se deshacen en la boca y tienen un sabor mucho más dulce e incluso un poco crujiente.

 

Ingredientes 

Masa

 - 1 litro de leche

- 300 gr. de mantequilla

- 250 gr. de azúcar

- 100 gr. de levadura fresca

- 0,5 cucharadita de cardamomo

- 1,5 kg. de harina

 

 Relleno kanelboller

- 150 gr. de mantequilla blanda

- 4 cucharadas de azúcar

- 2 cucharadas de canela

 

Preparación

Derrite la mantequilla en una cazuela y agrega la leche. Tiene que estar a unos 37 grados. Agrega la levadura desmenuzada y  revuelve. Incluye a continuación el azúcar y por último el cardamomo y la harina. Trabaja la masa hasta que no se pegue a la mesa. Déjala reposar una hora bajo un paño, teniendo en cuenta que puede llegar a doblar su tamaño.

 

Separa la masa en dos.

Boller: Con una de las partes haz bolas, como medias lunas, y prepáralas en la bandeja del horno usando papel vegetal.

Kanelboller: Mezcla en un cuenco el azúcar y la canela para el relleno de los kanelboller. Alisa la parte restante de la masa en una superficie. Tiene que tener un grosor de uno o dos centímetros. Engrasa la parte de arriba con la mantequilla y dispersa encima la mezcla de azúcar y canela. Haz un rollo con esta masa y después córtala en "rodajas" de unos cuatro centímetros. 

 

Introduce la bandeja con los dulces en el horno a 230º durante 10-12 minutos. Estate muy pendiente del horno porque enseguida pasan de hechos a quemados. Lo mejor es que en la bandeja del horno no juntes los kanelboller con los boller, porque necesitan tiempos de cocción diferentes.  ¡Listos para comer!

Sjokoladekake (pronunciado shukuladekake)- Tarta de chocolate

Está de muerte, es un éxito seguro. Se hace a base de un bizcocho no muy esponjoso pero tampoco tan pesado como los brownies americanos, y una cobertura de chocolate y café que se deshace en la boca. Esta masa, al contrario que la anterior, sube muy poquito.

 

Ingredientes

Masa

- 200 gr. de mantequilla

- 40 gr. de cacao puro en polvo - no vale cola cao por ejemplo

- 4 huevos

- 4 decilitros de azúcar- yo pongo algo más de la mitad, depende de lo dulce que quieras que sea

- 200 gr de harina

- 0,75 de cucharadita de levadura química

Cobertura

- 75 gr de mantequilla

- 300 gr de azúcar glas (¡no la sustituyas por azúcar normal!)

- 2 cucharaditas de azúcar vainillado

- 1 cucharada de cacao en polvo puro

- 5 cucharadas de café negro

 

Preparación

Bate el azúcar con el huevo. Aparte mezcla la mantequilla derretida con el cacao e incorpóralo a la anterior mezcla. Incorpora el resto de ingredientes.

Engrasa un recipiente para el horno y llénalo con la masa. Idealmente el recipiente será rectangular de 42x29 porque el objetivo es que el bizcocho sea de poca altura. Yo no tenía en casa y lo hice en un recipiente redondo, tampoco pasa nada.

Introdúcelo en el horno a 180º entre 20 y 40 minutos. La diferencia de duración se debe al recipiente que uses. 

 

Una vez se enfríe el bizcocho, nunca antes, prepara la cobertura mezclando todos los ingredientes al fuego en una cazuela. Cubre el bizcocho con esta mezcla y deja enfriar. Ya me contarás cuánto tardas en devorarlo...

 

Vafler

Mi desayuno de los sábados, domingos y algún día entre semana que tengo ganas de darme un capricho. Confieso que me gustan los crepes, las tortitas y los gofres. Pero de todos ellos me quedo con los vafler porque no son tan empalagosos como los gofres, ni tan finos como los crepes, y con un sabor más suave que las tortitas. ¿La dificultad? Tener una vaflera (no, esta palabra no existe, es una mezcla de español y noruego) en casa. Por lo demás, es facilísimo de preparar.

 

Ingredientes para 4 personas (en mi casa, para 2)

- 2,5 decilitros de harina

- 0,5 decilitros de azúcar

- 0,25 cucharadita de cardamomo

- 1 cucharadita de levadura química

- 2,5 decilitros de leche

- 1 huevo

- 0,25 decilitros de mantequilla (yo lo sustituyo por nata)

- Yo le pongo una cucharadita de azúcar vainillado en vez de cardamomo


Preparación

Mezclar todos los ingredientes en la batidora. Poner la masa en la vaflera a la duración deseada, en la mía 4 de 5 para que no se tuesten demasiado. ¡Y a disfrutar!


Artículos relacionados

Un placer gastronómico de estos países, más allá de los típicos


Comparte

Si te ha gustado este artículo...

Si no quieres perderte ningún artículo...



¿Has visitado Noruega? ¿Tienes algún consejo más para que este país se cuele en tu casa? Comparte en comentarios :)

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    Pilar (miércoles, 01 marzo 2017 20:23)

    Ya he cenado con los ojos y he salivado como un perrito , me lo he comido todo , buen provecho.

  • #2

    Astrid Nilsen (miércoles, 01 marzo 2017 20:53)

    ¡Muchas gracias Pilar! ¡¡¡Están deliciosos estos dulces!!!